A los 44 años, La Hiena Barrios volverá al boxeo

0
256

Es uno de los boxeadores más controvertidos. Sus días de gloria forman parte de un pasado lejano porque su figura se relaciona con los hechos que lo involucraron en el homicidio de Yamila González, ocurrido en el verano de 2010 en Mar del Plata.

Más allá de su polémico presente, en las últimas horas la empresa promotora Arano Box confirmó que el ex campeón mundial Jorge Rodrigo Barrios peleará el próximo 20 de febrero ante otro ex titular ecuménico, el mendocino Jonathan Barros, en una pelea a realizarse en el estadio Arena Villa Carlos Paz.

Esta será la cuarta pelea de La Hiena, tras cumplir cuatro años de prisión luego de ser condenado por el homicidio culposo agravado de Yamila González, ocurrido el 24 de enero de 2010 en la ciudad balnearia.

Tras cumplir la sentencia, el oriundo de Tigre reapareció el 14 de diciembre de 2018, cuando venció por nocaut técnico en 8 asaltos al brasileño Adailton De Jesús. Luego le ganó por puntos al puntano Esteban Stodulski, el 15 de junio de 2019, y al entrerriano Diego Cháves, el 28 de septiembre del mismo año.

Barrios, ex monarca Superpluma de la OMB, ostenta un palmarés de 53 victorias (36 por la vía rápida), 4 derrotas y 1 empate, en tanto que Barros, de 36 años, ex titular AMB, tiene un historial de 42 triunfos (22 por ko), 7 contrastes y 1 empate.

Esta programación marcará el cierre de la temporada veraniega de boxeo en Villa Carlos Paz, que comenzó el 20 de enero y seguirá el 6 de febrero con una cartelera que tendrá como estelar el combate que animarán el tandilense Matías Rueda (34-1-0, 30 ko) y el sanluiseño Claudio Echegaray (22-4-2, 11 ko).

El 24 de enero de 2010, la Hiena Barrios había chocado su camioneta contra un Renault 147 que estaba estacionado. Este segundo vehículo arrolló y le provocó la muerte a Yamila González, de 20 años y embarazada de seis meses. Durante aquel episodio el púgil se había dado a la fuga de la escena del crimen a toda velocidad y en contramano, pero se entregó unas horas más tarde ante la Policía.

Pese a que en los análisis de sangre no se encontraron rastros de alcohol o cocaína, en abril de 2012 fue condenado a cuatro años de prisión efectiva por homicidio culposo. Sin embargo, 22 días después, Barrios pagó una fianza de 200.000 pesos y se fue del penal de Campana, adonde había sido alojado. De todos modos, en 2014 volvió a ser detenido, recuperando la libertad en 2017.

Yo me perdoné, porque para seguir hay que perdonarse. Me sentía muy culpable por el momento que le hice pasar a mis hijos, lo sentía como una mochila aunque los amo con locura. Hice cosas públicamente de las que no quedaron bien vistos mis hijosYo les pido perdón todos los días. También le pedí perdón a Dios y me perdonó. Aprendí que si Dios mandó a Jesús para que pagara por nuestros pecados y yo pasé dos años y tres meses en la cárcel, ya no tengo más pecados. Estoy limpio”, dijo en una de sus últimas apariciones públicas en abril del año pasado, cuando le brindó una entrevista al medio cordobés A la Vera del Ring.

Infobae

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here