Así trabajan las «tractomulas» del narco colombiano que transportan millones para cambiarlos por cocaína

0
98
Una tractomula que se dirigía hacia Buenaventura llevaba camuflados más de 400 mil dólares que serían el pago de 700 kilos de cocaína

Las autoridades han descubierto otra estrategia del narcotráfico para mover sus cargamentos: vehículos de gran porte bautizados «tractomulas» que se camuflan entre las miles que mueven mercancía diariamente en las carreteras del país. Pero estos van llenos de cocaína o dinero que después es intercambiado por droga. El último vehículo incautado de este tipo se dirigía a Buenaventura con más de 400.000 dólares.

Este miércoles, la Dijín de la Policía detuvo un camión en la vía del municipio de Yotoco hacia Buenaventura, cargado con 444.434 dólares empacados en bolsas negras escondidas bajo el vehículo. Según información de las autoridades, el dinero sería el pago por 700 kilos de cocaína.

El conductor -que fue capturado- intercambiaría la plata por droga durante el recorrido, antes de llegar al puerto del Pacífico desde donde el cargamento sería enviado hacia Centroamérica en lanchas rápidas.

El dinero estaba empacado en bolsas negras y escondido debajo del cabezote del vehículo.

El dinero estaba empacado en bolsas negras y escondido debajo del cabezote del vehículo.

Pero este no es un caso aislado, en lo que va del año la Policía ha incautado tractomulas en distintas carreteras del territorio nacional con más de 1.000 kilos de cocaína cada uno, todo dirigidos hacia puertos desde donde transportan la droga al exterior.

Según reportó Semana, una de las modalidades más usadas son los camiones cisterna en los que se camufla la droga entre el combustible mediante dispositivos mecánicos; pero hasta los buses de transporte público intermunicipal son usados para esconder cargamentos de estupefacientes.

La revista recuerda el bus en cercanías al puente Bolombolo, suroeste de Antioquia, en el que la Policía encontró entre las sillas de los pasajeros tres toneladas de marihuana tipo «creepy», el pasado 30 de mayo. El vehículo estaba aparcado sin personas adentro, a un costado de la carretera, lo que resultó sospechoso.

Fuente: Infobae

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here