«Caso cerrado sin censura»: una mujer denunció a su «entrenador sexual» por lesionar a su marido

0
900

Un nuevo caso insólito se vivió en Caso cerrado sin censura, el programa conducido por la doctora Ana María Polo y emitido en el país por Telefe. En esta ocasión, una señora contrató a un hombre que decía ser un «entrenador sexual» para enseñarle a su marido, Juan, a «apagar el fuego» que siente.

«¡Pero casi me mata a mi marido!», exclamó Estrella, la demandante. ¿Qué sucedió? Carlos, el entrenador, le quiso enseñar una nueva posición a su marido para mantener relaciones, ¡pero Juan sufrió una grave lesión en la espina dorsal!

«La pegué el boleto, la estancia, en total 4 mil dólares. Se excedió (con los gastos) y me empezó a enseñar y le decía a mi marido ‘dale, síguele dando’ y yo estaba casi lista y casi me mata a mi marido, me lo quebró ahí mismo justo cuando estaba empezando lo bueno», explicó la demandante, muy indignada.

Carlos se defendió explicando que, si bien no tiene certificaciones oficiales porque no hay ningún ente regulador de su «disciplina», es personal trainer y se instruyó «en sexología y kamasutra» para ayudar a los alumnos que necesitaban sus recomendaciones. «El marido de ella es un señor que tiene un problema en los huesos y no me lo confesó», se excusó.

Además, Carlos hizo una insólita demostración sobre la posición sexual que le quiso enseñar a la pareja y que tuvo el trágico final. Incluso, mostró un video sobre la noche del accidente.

Luego, se hizo presente Juan, a quien le costaba mucho caminar: «Tengo algo en la espina dorsal, puedo estar así meses o años, los médicos no saben. Yo estaba bien hasta que este hombre entró a mi casa».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here