Científicos de la UNSE desarrollarán equipos ozonizadores junto a empresa privada

0
247

En un hecho relevante de iniciativa público-privada en la provincia, la asociación estratégica entre la UNSE, el Inbionatec y Enercraft permitirá el desarrollo de equipos portátiles de generación controlada y segura de ozono.

La Universidad de Santiago del Estero (UNSE) y el Instituto de Bionanotecnología del NOA (Inbionatec), perteneciente al Conicet, junto con la empresa santiagueña Enercraft recibirán un 1 millón de pesos de financiamiento del Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación de la Nación para desarrollar desde Santiago del Estero equipos ozonizadores portátiles para la desinfección de objetos, textiles y ambientes clínicos en el contexto de la pandemia de COVID-19.

En el marco del Programa de Articulación y Fortalecimiento Federal de las Capacidades en Ciencia y Tecnología COVID-19, el Inbionatec en asociación con la firma privada Enercraft fue seleccionado junto a otros 137 proyectos, entre más de 500 presentados por instituciones de ciencia de todo el país.

La asociación estratégica público-privada permitirá el desarrollo de equipos portátiles de generación controlada y segura de ozono como elemento activo de desinfección de patógenos, como SARS-CoV-2 causante de COVID-19, y de bacterias patógenas del grupo Eskape, que son responsables de muchas enfermedades infecciosas extra e interhospitalarias con elevado índice de morbilidad y mortalidad.

El ingeniero Eduardo Urquizu, CEO de Enercraft Argentina y Enercraft Canadá dijo lo siguiente: “Queremos aportar toda nuestra experiencia en llevar productos de calidad y de última tecnología al mercado nacional e internacional en conjunto con investigadores de primer nivel pertenecientes al Conicet. Nuestros productos estarán testeados por métodos y protocolos científicos que aseguren obtener las dosis adecuadas de ozono necesarias para desactivar diferentes patógenos, incluyendo el COVID-19, y así poder desarrollar equipos de desinfección portátiles y versátiles muy eficientes y seguros para el ser humano”.

Por su parte, Faustino Morán Vieyra, director del proyecto e investigador adjunto del Conicet, destacó que “este proyecto también abarca el desarrollo de superficies fotocatalíticas auto-desinfectantes con el fin de obtener dispositivos más ecológicos y de menor costo operativo, y que aseguren una desinfección completa dependiendo del tipo de ambiente u objeto a tratar, como por ejemplo salas hospitalarias, material clínico y quirúrgico, ropa de trabajo, etc”.

Finalmente, Claudio Borsarelli, investigador de CONICET y director del Inbionatec remarcó “que este proyecto y convenio de cooperación es un claro ejemplo de la vocación de nuestro instituto de transferir conocimiento científico y tecnológico genuino para colaborar con el desarrollo de pymes regionales, para la mejora y puesta en valor de sus productos con el respaldo del Conicet y la UNSE.

El Inbionatec tiene su sede en El Zanjón y cuenta con múltiples capacidades instrumentales y humanas de calidad disponibles para colaborar con el sector público y privado.

Además de los investigadores Morán Vieyra y Borsarelli, el equipo de trabajo lo completan los doctores Nicolás Gallucci, Cecilia Vera, Fiorella Tulli, Inés Abatedaga, Eduardo Parellada, Sebastián García, y los licenciados Juan Fernández, Jesús Morales y Esteban Salas.

También colabora con el diseño y construcción de los prototipos el diseñador industrial Anibal Dumit, cuya empresa homónima está radicada en Santiago del Estero.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here