Hace 48 horas que murió su padre y aún no puede retirar su cuerpo

0
1335
Foto archivo

Desde hace un tiempo, como consecuencia de la pandemia, miles de personas perdieron a sus seres queridos. Una situación que por si misma es dolorosa y que se torna aún más, cuando desde los centros asistenciales (privados) no respetan los protocolos y las familias no pueden retirar los cuerpos.

Una persona -cuya identidad se preserva- en diálogo con LA BANDA DIARIO contó el calvario que vive, «hace 48 horas que no puedo retirar el cuerpo de mi querido padre que falleció el lunes 26 de julio a las 05 horas».

Según relató su progenitor de 85 años, «ingresó a un sanatorio, porque se sentía débil, no tenía fuerzas. El médico de guardia me dijo que lo iban a internar y además, lo hisoparían para deteterminar si tiene o no coronavirus. Te aclaro que mi papá tenía las dos dosis de la vacuna contra el COVID; como así también contra la gripe y el neumococo».

Más adelante agregó, «desde que mi padre ingresó nunca se comunicaron conmigo para informarme como evolucionaba o involucionaba; no te dicen nada. Cuando tu familiar murió recién se comunica contigo. Yo les pedí que le hicieran un hisopado postmortem para saber si su deceso se produjo por COVID. Le hicieron un hisopado ´rápido´, cuyo resultado indicaba que tenía el virus».

«Yo, les pedí que le hagan el hisopado tal cual marca el protocolo. Se negaron. Yo lo que pretendo es tener el certificado del Ministerio de Salud de la Provincia, y el resultado del hisopado porque son los requisitos que me exigen en el cementerio sino no podré sepultar el cuerpo de mi padre», agregó indignado el hijo de la persona fallecida.

Desde el centro de salud recibió una respuesta poca satisfactoria, «el médico me dijo que le habían hecho el hisopado y que la prueba fue enviada, a través de un moto trámite, a un laboratorio. Un moto trámite llevó algo tan importante como es una muestra. Es poco serio».

La indignación de este familiar se replica en cientos de personas que tienen a sus seres queridos internados en ese lugar.

«Son muchas las personas que están enojados por como son tratados», concluyó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here