Las ventas de los supermercados se desplomaron 14,5% en marzo, su caída más fuerte del último año

0
221

La caída del salario real y del nivel de consumo impactó en los índices de ventas de los supermercados y shoppings, que ya acumulan nueve meses consecutivos en retroceso. De acuerdo a los números del Indec, en las grandes superficies comerciales la facturación cayó en marzo 14,5%, la más pronunciada desde que se inició la crisis.

Los centros de compra, por su parte, registraron en el tercer mes del año un 16,6% menos de ventas que en marzo de 2018. De esta forma, en los últimos siete meses el ritmo de declive en la facturación de los shoppings promedia el 16%, con un piso de 18,6% en octubre.

La aceleración de la inflación, que acrecentó la brecha respecto a la evolución de los salarios, aceleró la caída de la actividad en los supermercados. En enero y febrero había sido de 10,7% y de 12,1%, respectivamente y en marzo llegó a 14,5%.

Los rubros que más se dejaron de comprar en supermercados fueron los electrónicos (que tuvieron una caída cercana al 43%), alimentos preparados (-27%), bebidas (-26) e indumentaria, calzado y textiles (-25%). Solo el consumo de carne aumentó, en términos reales, 15,8%.

Para el caso de los shoppings, el impacto de la recesión y el retroceso del salario real se hace más notorio en los centros de compra del Gran Buenos Aires, cuyas ventas cayeron a ritmo de 32%.

Las compras de artículos electrónicos marcó un derrumbe en términos nominales de 9,9%, por lo que al agregarse el efecto de la inflación interanual de ese mes (54,7%), la caída total de ese rubro fue de 64,6%. Las ventas de amoblamientos, decoración y textiles para el hogar tuvo una retracción superior al 41%.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here