Marcela Tinayre se contagió de coronavirus en Miami

0
297

Mientras defendía a su hijo, Nacho Viale, por las críticas que recibió por haberse vacunado contra el COVID-19 en Miami, Marcela Tinayre contó que ella también fue inoculada en dicha ciudad de Estados Unidos. Además, indicó que luego de haber recibido la primera dosis, y mientras esperaba la segunda, dio positivo de coronavirus.

“Creí que había tenido un ACV”, reveló la conductora este lunes durante una entrevista que brindó a través de una videollamada en Los ángeles de la mañana. “Durante cuatro días no la pasé nada bien”, continuó y aclaró que su cuadro no pasó a mayores ni requirió de alguna internación. “Se ve que cuando me di la primera dosis lo estaba incubando”, consideró y agregó: “Gracias a la primera dosis no se extendió ni fue grave”.

De todas formas, sostuvo que se sintió “muy mal” mientras transitó la enfermedad. “No podía caminar. Me levantaba y me mareaba”, detalló quien solo le había contado sobre su cuadro a su hijo Nacho ya que no quería preocupar al resto de su familia. Mucho menos a su madre, Mirtha Legrand, quien por ese entonces no había sido vacunada en Buenos Aires.

“Estaba sola. Pensaba mucho en todas las pérdidas que había tenido en el 2020…”, continuó la conductora que hizo referencia a que en en febrero de ese año murió su gran amiga Sofía Neiman, en mayo su tía Goldy -hermana gemela de Mirtha- luego su amigo Juan, y su ex esposo Marcos Gastaldi, en julio. “Hice un duelo. Estuve muy triste esos cuatro días. Muy angustiada”.

Marcela Tinayre junto a su hija y su madre en el regreso de Mirtha a la televisión, en diciembre 2020
Con la voz entrecortada, Marcela se interrumpió en su relato. “Es muy difícil contarlo”, explicó y reveló que el médico le hacía hincapié en que debía “curar la cabeza”. “Le conté la historia de mi vida, las pérdidas”. Y mientras transitaba la enfermedad, sola y aislada en su casa, intentó ser fuerte. “Escorpio es el Ave Fénix. Tengo que salir de esta como sea”, se dijo así misma.

“El quinto día vino el médico y me dijo ‘señora, usted no contagia, ya puede salir. Ahora, cuídese de acá’”, reprodujo Tinayre y se señaló la cabeza. “Es muy importante la ayuda psicológica. Uno se muere de miedo. (Le tiene miedo) a la muerte. Piensa: ¿por qué me va a tocar ahora?”, reflexionó en diálogo con Ángel de Brito.

Por su parte, contó que entre los síntomas que tuvo durante los días que transitó la enfermedad perdió el apetito, y que su prioridad era controlar a diario la saturación del oxígeno. “La verdad es que es bravo”, agregó quien estuvo en permanente contacto con su hijo Nacho desde Buenos Aires. “Mamá, si te internan voy para allá”, le dijo el productor que debió mantener en secreto lo que sucedía. “No lo sabía ni mi madre”, concluyó Marcela Tinayre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here