Padre Francisco Barrientos: «Urge tener un encuentro de corazón abierto y palpitante con el Dios de la Vida»

Con gran devoción, este lunes, se celebró la fiesta central en honor a San Expedito en la capilla Nuestra Señora de Pompeya.

0
248

Con gran devoción este lunes se celebró la fiesta central en honor a San Expedito en la capilla Nuestra Señora de Pompeya. La santa misa estuvo presidida por el padre Francisco Miguel Barrientos, que actualmente acompaña a la comunidad de Sagrado Corazón de Jesús.

Como cada 19, los fieles se acercaron al templo a profesar su fe al «Patrono de las causas justas y urgentes» y participar de una celebración que se realizó en el patio de la Capilla haciendo cumplir todos los protocolos.

En su homilía el párroco destacó: «En este tiempo de pandemia urge la paz, la salud, fortalecer la educación, pero también urge mirar, buscar y recibir la bendición de Jesús. Urge tener un encuentro de corazón abierto y palpitante con el Dios de la Vida».

Destacó además que el Evangelio expresa «Yo soy el Pan de Vida, el que viene a mi jamás tendrá hambre». En ese contexto indicó: «Hay personas que tienen hambre de paz, hambre de confianza, hambre de fe, hambre de reconciliación sin tener en cuenta que Jesús es el Pan de Vida, sacia y quita el hambre. Por ello siempre, ante cualquier circuntancia debemos buscar al Señor porque será él quien transforme tu vida».

«Jesús nos da el mejor alimento -continuó- el pan de la Palabra y el pan de la Eucaristía, con humildad debemos dejarnos alimentar por Dios; pero desde mi rol de joven, de sacerdote, de mamá, de papá tengo que ser alimento para los demás dando amor, alegría, respeto, dando un buen testimonio y siendo ejemplo de vida. Se necesita humildad para dejar que Dios me alimente y se necesita generosidad para ser alimento de los demás».

Antes de culminar la celebración eucarística, el padre Francisco realizó la Adoración al Santísimo pidiendo por la salud de todos los enfermos.

 

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here