Según el diario El País, las diferencias internas en el Gobierno complican el acuerdo con el Fondo Monetario

0
409

El diario español El País destacó este viernes que a pesar de que presidente Alberto Fernández y el ministro de Economía Martín Guzmán obtuvieron palabras de apoyo durante su gira por Portugal, España, Francia e Italia, la posibilidad de un acuerdo para la reestructuración de la deuda con el FMI y el Club de París “parece cada vez más lejano” debido a las profundas divisiones internas del Frente de Todos.

En un artículo firmado por Enric González, su corresponsal en Buenos Aires, el diario más leído de España destacó que apenas algunas horas antes de que Alberto Fernández se reuniera con la titular del Fondo, Kristalina Giorgieva, los senadores que responden a Cristina Kirchner aprobaron una declaración que “desautoriza un elemento esencial en la estrategia de Guzmán para renegociar la deuda”.

En esa línea, compararon al ministro de Economía con Sísifo, el personaje de la mitología griega condenado a empujar cuesta arriba por una montaña una pesada piedra que, antes de llegar a la cima, volvía a rodar hacia abajo.

Argentina recibirá este año unos 4.350 millones de dólares por parte del FMI tras la ampliación de capital del organismo. Como parte de su estrategia, Guzmán planea destinar ese dinero a cumplir con los vencimientos que caen este año: 3.800 millones de dólares en capital y 1.300 millones en intereses. No obstante, el senador Oscar Parrilli, mano derecha de Cristina Kirchner, impulsó un proyecto no vinculante que instaba al ministro a utilizar los fondos frescos para paliar la pandemia y la crisis social”.

Según El País, a pesar de que desde el kirchnerismo aseguraron que la iniciativa no estaba destinada a condicionar a Guzmán, el staff del Fondo y los mercados financieros hicieron una interpretación negativa de la situación. A tal punto, que a pesar que la tonelada de soja superó los 600 dólares y garantizaría mayores ingresos para las arcas estatales, el Riesgo País sigue subiendo y supera los 1600 puntos.

“Eso significa que los compradores de bonos argentinos exigen unos intereses 16 puntos por encima de los que rigen en Estados Unidos, para compensar el alto riesgo de impago”, detallan.

El nudo de la cuestión radicaría en las pretensiones de dos de los principales actores de la política nacional: Cristina Kirchner y Martín Guzmán. Mientras el ministro apunta a una rebaja de los intereses, que rondan los 3 puntos, y una ampliación del plazo de pago de 3 a 10 años, la Vicepresidenta exigiría 20 años de plazo. La segunda opción, para el diario español, resulta “prácticamente imposible” ya que sería necesario cambiar los estatutos del organismo con el acuerdo de todos los miembros.

También recordaron que la fallida salida del subsecretario de Energía, Federico Basualdo, dejó en evidencia las diferentes visiones dentro de la coalición de gobierno sobre el problema de los subsidios y el déficit fiscal. Para El País, Axel Kicillof, a quien calificó como un “peón” de Cristina Kirchner, no sólo quiere mantener las subvenciones sino también aumentarlas en las zonas más pobres.

“A ese gasto público se añadió esta semana la creación de un fondo extraordinario de casi 1.800 millones de dólares destinado a combatir los daños causados por la pandemia en la población más vulnerable”, analizaron.

Por otro lado, recordaron que la prioridad para Alberto Fernández es lograr que se aplace el pago de la deuda con el Club de París, unos 2.400 millones de dólares que tienen que ser abonados antes de fin de mes.

“La única opción para el gobierno argentino parece consistir en que le permitan demorarlo todo hasta después de las elecciones. Y después ya se verá”, concluyeron.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here