Tevez: «Se me hace muy difícil vivir así»

0
290

Carlos Tevez habló de la posibilidad de marcharse a China y a pesar de que no confirmó que haya tomado la decisión de dejar Boca, dejó entrever que es muy probable que lo haga: «Lo decidiré cuando tenga la cabeza fría, es una decisión propia, personal y familiar». Además, dejó claro que el día a día perjudica su continuidad en el club de sus amores: «Si está en juego mi familia, tengo que dar un paso al costado; se me hace muy difícil vivir así».

Los chinos pondrán una suma millonaria para llevarse unos meses al Apache y en los próximos días se definirá qué sucederá con el capitán y referente del equipo conducido por Guillermo Barros Schelotto, quien al igual que los dirigentes, expresaron su deseo de que siga en Boca. «Cuando perdemos, no puedo estar tranquilo en casa. Estoy fastidioso en el club y en casa, ahí pienso para qué estoy», manifestó Carlitos.

Pase lo que pase, Tevez aclaró que no está arrepentido de haberse vuelto de Europa para volver a vestir la camiseta azul y oro: «Casi nunca me arrepiento de las cosas que hago o hice. Siempre tomé decisiones en familia y este tiempo en Boca lo vivo a pleno, con felicidad y tristezas». En vísperas de su casamiento, analizará qué es lo que más le conviene a él y su núcleo familiar: «Por más que pierdas, afuera podés hacer vida normal. Acá casi no puedo salir de mi casa».

Por otra parte, le apuntó a un sector del periodismo: «Hoy es más protagonista el periodista que el jugador, eso antes no era así. Cuando no les das nota a esos cuatro o cinco periodistas número 1, te liquidan». Y en diálogo con TyC Sports remarcó que las críticas a los jugadores tendrían que centrarse estríctamente en lo futbolístico: «No deberían meter a la familia».

Tevez desmintió que no haya renovado la matrícula escolar de sus hijas o que haya pedido casas en China para su familia y amigos y al mismo tiempo aclaró que en caso de decir adiós, lo hará sin tener deudas con nadie: «Si me toca dar un paso al costado, lo haré tranquilo». Y añadió: «Me quiero quedar en Boca pero estoy sufriendo mucho, no caigo todavía. No me imagino irme, no me entra en la cabeza».

Al parecer, está digiriendo el hecho de abandonar la institución que ama pero que también pone en juego la felicidad de su familia: «Vine para ser feliz y que mis hijas crezcan acá, pero la amargura cuando no van bien las cosas es tan grande y pesada que me tengo que replantear las cosas. La decisión la tengo que tomar yo y solamente yo».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here