Una familia necesitó, en abril, $42.107,91 para no ser pobre

0
280

Según el relevamiento mensual de precios de las Canastas Básicas realizado por el Índice Barrial de Precios (IBP) en 280 negocios de 50 barrios de la capital santiagueña; en abril una familia de dos adultos/as y dos niños/as, necesitaba $$ 42.107,91 para cubrir sus
necesidades básicas durante un mes y no encontrarse por debajo de la línea de pobreza,
cuando en diciembre del año anterior requería $$33.131.39 para los mismos gastos. Lo que
significa un aumento de 27.09% para el primer cuatrimestre del presente año. Además en
sólo treinta días la CBT aumentó un 11,22%.

En el mismo sentido, para cubrir sus alimentos esenciales la misma familia en diciembre precisó $ 13.199,76 mientras que en marzo necesitó $ 15.082,96, para el mes de abril le hizo falta $ 16.776,06, o sea debió incrementar sus ingresos en $3.576,30 en sólo cuatros meses para no caer en la indigencia.

En estos primeros cuatro meses del año, los alimentos de almacén que más aumentaron se encuentran azúcar (62,50%), yerba (43,75%), dulce de batata (46,34%) y arroz (30%). En frutas y verduras: zanahorias (244,83%), acelga (107,79%) y huevos (71,43%). En carnes: espinazo (30,00%), hígado (25,00%), y carne picada (22,50%).

Entre los productos de limpieza e higiene que más aumentaron en esta primera parte
del año: pañales para bebé (35,71%), lavandina (32,22%), crema dental (29,33%), jabón de tocador (28,57%), papel higiénico (27,27%), toallas femeninas (22,22%).

El coordinador nacional del Índice Barrial de Precios, Juan Fresno plantea que “nos esperan días difíciles en los que será indispensable que el gobierno sostenga posiciones firmes y tome las decisiones necesarias que impidan que la escalada de aumentos continúe trasladándose a los negocios de los barrios populares. Los grandes formadores de precios –
tanto en la cadena de producción como en la de comercialización- siguen haciendo caso
omiso a los esfuerzos del gobierno por evitar los permanentes aumentos de los valores en las Canastas Básicas.”

Para el director nacional del ISEPCI, Isaac Rudnik “los bancos resisten cumplir con
las orientaciones oficiales para el otorgamiento de los créditos para cubrir las necesidades de las empresas que se encuentran en dificultades para pagar los salarios de mayo. Los
acreedores de la deuda externa, que está en pleno proceso de negociación, no dan señales que estén dispuestos a posponer pagos y ceder una parte de los intereses usurarios acordados con el gobierno anterior».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here