Una mujer increpó al autor del video sexista, “la Policía debería llevarte preso”

0
126

“Si lo hiciste en Rusia es porque lo hacés acá”. Néstor Fernando Penovi, el hombre expulsado de Rusia por haber filmado un video con una broma sexista a una chica de ese país, pedía perdón ante la prensa apenas arribado al aeropuerto de Ezeiza cuando una mujer se acercó y repudió su actitud.

Mientras el hombre de 47 años hablaba con Infobae, la mujer le remarcó que había sido “deportado” de Rusia por su actitud con una mujer de ese país. “Deberías pedirles disculpas a todas las mujeres”, reclamó.

Penovi le aclaró que no hubo deportación, pero le pidió disculpas. “A las mujeres sobre todo, pero a todos, a ustedes (por la prensa), a los argentinos, a los rusos, pido perdón, me equivoqué”, le repitió el hombre.

“Es lo mínimo que podés hacer”, respondió la mujer. “No lo hice nunca, pido perdón, me equivoqué”, insistió Penovi. La mujer lo miró, descreída, y antes de irse, le dio a entender que, al fin y al cabo, podría haber sido peor: “Debería estar la Policía argentina para llevarte preso”.

“Me dio asco verme” 

En cuatro minutos, Néstor Fernando Penovi pidió perdón nueve veces. El hombre que fue expulsado del Mundial de Rusia por haber filmado una broma sexista y admitió su error: “Me dio asco verme, me equivoqué”.

Cerca de las cinco de la mañana, Penovi apareció en el hall de arribos de la Terminal 1 de Ezeiza. Llevaba el rostro cubierto por una bufanda y tenía puesto un gorro negro. Intentó pasar desapercibido y dijo que la bufanda era por el frío. Lo esperaban dos amigos. Luego, ante Infobae, el comerciante de 47 años habló. Se mostró arrepentido por lo que hizo y pidió disculpas: “Lamento lo que pasó. Pido perdón a todos”.

El hombre relató cómo fue la secuencia donde le hizo la broma desagradable a la chica rusa, a quien le pidió pronunciar palabras obscenas sin aclararle qué significaban. “Estábamos de todos los países haciendo cargadas, bromas de fútbol o de distintas cosas. Esta chica se arrimó y nos pidió una foto porque estábamos con la camiseta argentina”, intentó justificarse, y aclaró que envió el video a sus contactos sin observarlo ni darse cuenta del agravio.

“Después ni miré el video. Como lo hicimos lo mandé. Es una broma. Después lo vi y me dio asco. A mí, personalmente. Me arrepiento. Si lo hubiese visto cuando lo hice lo borro y lo tiro”, agregó.

Penovi es padre de dos hijos. ‘Juani‘, su hija mayor, es adolescente. “Algo hablé con mi hija. Le pedí perdón a ella y a todo el mundo. A todos les pido perdón, a ustedes, a los argentinos, a los rusos. Fue un error tremendo. A las mujeres, a los hombres”.

Penovi, antes de subirse a un auto que lo llevaría a su casa de Wilde, volvió a suplicar disculpas, y pronunció la palabra perdón otras dos veces, que seguro no serán las últimas: “Me equivoqué, de corazón. Tengo 47 años, soy una persona de bien, hice una boludez, un error tremendo, me equivoqué. Era para diez amigos. Circuló y bueno. Les pido perdón a todos. Gracias por esta posibilidad. Me equivoqué, de corazón, perdón”.

El Tribuno

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here