Los obreros de la Fundación Madres protestan también en Chaco

0
131
Crédito foto: Télam

Un grupo de trabajadores de la Misión «Sueños Compartidos» de la Fundación Madres de Plaza de Mayo tomó hoy las instalaciones del obrador del predio La Rubita de la ciudad de Resistencia en reclamo del pago de una liquidación salarial para más de 180 obreros, continuidad laboral y viviendas para sus familias.

De acuerdo a lo informado por los mismos trabajadores, el Gobierno del Chaco había ofrecido días atrás una casa para cada obrero y un régimen de continuidad laboral, a cambio de que renuncien al pago de una indemnización por haber sido despedidos por la Fundación Madres de Plaza de Mayo.

«Queremos la indemnización y seguir trabajando, porque están por traer empresas privadas», dijo José Monzón, vocero de los 184 trabajadores que fueron desafectados de la fundación presidida por Hebe de Bonafini, que a su vez fue desafectada la semana pasada de la misión de construir viviendas sociales en la provincia.

Según lo informado por los obreros, el coordinador de la Unidad Ejecutora de Programas Especiales (UEPE) del Ministerio de Infraestructura del Chaco, Jorge Franco, se acercó al predio el miércoles último para oficializar la oferta a los trabajadores, la cual fue rechazada de plano.

«Por derecho nos corresponde la liquidación de la fundación y luego queremos seguir trabajando con la empresa que va a entrar» a hacerse cargo de la obra, remarcó Monzón en declaraciones a Radio Ciudad y agregó que el pedido también contempla la entrega de una vivienda para cada uno de los trabajadores.

Por su parte, el coordinador del plan de viviendas en la provincia manifestó su sorpresa por la toma del obrador, al entender que el diálogo con los trabajadores, a quienes se explicó sobre el cambio de ejecución del programa Sueños Compartidos, se había desarrollado en buenos términos.

«En este tema se estuvo trabajando con el gobernador (Jorge Capitanich), el ministro de Infraestructura (Omar Judis) y la mesa de gestión de los trabajadores», dijo Franco, quien aseveró que por esta situación se concretará una nueva reunión esta tarde a las 19 en el Salón de Acuerdos de Casa de Gobierno, con la presencia del primer mandatario provincial.

El objetivo es «llegar a una decisión que nos permita costear la obra, la cual se viene realizando normalmente, más todos los aportes que hay que hacer», dijo el funcionario, para quien «hay un conflicto de intereses cuando se habla de la modalidad de la entrega de las viviendas».

Franco pidió a los trabajadores, en nombre del gobierno del Chaco, que «desistan de su actitud» y «preserven la obra, porque ya hemos tenido algún suceso lamentable en este obrador», entre ellos los incidentes registrados en mayo de 2010, cuando el activista social Emerenciano Sena denunció al ex apoderado de la Fundación Madres de Plaza de Mayo Sergio Schocklender por irrumpir en el pedio «con una patota integrada por barras bravas» para desalojar el barrio.

«Aquí hemos construido 70 viviendas con 190 trabajadores, lo que habla a las claras de la actitud y la buena predisposición de este gobierno para llevar adelante esta obra», dijo Franco y sostuvo que «este programa no es solamente para construir viviendas, sino que es de neta concepción e inclusión social».

Fuente: Infobae

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here